22 de mayo de 2010

GRANDES CATÁSTROFES RADIACTIVAS

El siglo XX fue un siglo en el cual se dieron grandes fugas de residuos radiactivos y afectaron a la población del planeta. La función de este artículo es hablar de esas catástrofes que liberaron estos residuos y las consecuencias que esto tuvo. Principalmente nos vamos a centrar en las catástrofes de Chernóbil (Ucrania) y de Three Miles Island (EE.UU).

THREE MILE ISLAND (EE.UU) 28 DE MARZO DE 1979

Esta central nuclear se encuentra en la isla de Three Miles Island en el estado de Pennsilvania (Estados Unidos). La catástrofe se dio 90 días después de la instalación del segundo reactor, lo cual llevó a la hipótesis del mal diseño de éste.




El desencadenarte de la catástrofe fue un fallo en el sistema secundario del circuito que se produjo alrededor de las cuatro de la mañana. Básicamente lo que sucedió fue lo siguiente:

  • La válvula que controlaba el sistema de refrigeración quedó abierta, debido a un error humano (según un informe de la Comisión de Regulación Nuclear norteamericana los operarios de la central no estaban cualificados para controlarla). El agua que se encargaba de refrigerar el núcleo del reactor empezó a salir acompañada de elementos radiactivos.

  • Los indicadores del panel de control advirtieron del fallo, y rápidamente se empezó a retener la mezcla de este liquido radiactivo en los tanques de la central. Realmente la cantidad de residuos radiactivos que se expulsaron al medio ambiente fueron relativamente pocos comparado con todos los que se almacenaron.






Las consecuencias sufridas sobre la población no fueron mas allá de problemas psicológicos. Lo que realmente hizo este accidente fue que se replantease la formación de los operarios de una central nuclear y las medidas de seguridad que deben tomarse en ella, ya que al fin y al cabo se esta poniendo en peligro la vida de muchas personas.

Aun así estas medidas no consiguieron que se previniera el accidente sucedido en Chernóbil 7 años después (1986).


CHERNOBYL (UCRANIA) 26 DE ABRIL DE 1986

Probablemente os suene ese nombre y esa fecha, pero no será por algo agradable que ocurrió allí, el mayor accidente nuclear de toda la historia. Este accidente tubo lugar en la central nuclear de Chernobyl, a 16 kilómetros de esta ciudad, que se llevó la vida de 31 personas y cuyas secuelas llegan hasta hoy en día. El accidente ocurrió mientras se realizaba una prueba para aumentar la seguridad de la central, en especial, la del reactor. Lo que pasó fue que durante esta prueba, en la cual se simulaba un corte de suministro eléctrico, hubo un aumento en la potencia del reactor número 4. Esto provocó un sobrecalentamiento del núcleo del reactor nuclear, lo cual condujo a la explosión del hidrógeno acumulado en su interior, lo que desencadeno una serie de acontecimientos que se tradujo en un conjunto de explosiones e incendios que destruyeron por completo el reactor, ocasionaron grandes daños al edificio que lo contenía y provocaron la emisión al medio ambiente de enormes cantidades de material radiactivo durante diez días.




Este accidente tuvo numerosas consecuencias, que se pueden clasificar como de efectos inmediatos y efectos a largo plazo:

Efectos inmediatos:

  • Muerte en las primeras semanas de 30 empleados de la central o bomberos, de los 600 empleados de emergencias, 134 sufrieron dolencias debidas a las radiaciones. Evacuaron 116.000 personas de los alrededores de la central. Se afirma que se observó un incremento significativo en la incidencia de cáncer de tiroides en los niños. Como muestra la tabla sacada de la página www.sagan-gea.org






  • En regiones como Bielorrusia, Rusia y la misma Ucrania, cerca de 130 000 km2 fueron contaminadas.


  • En este accidente, se liberó unas 500 veces más material radiactivo que la bomba atómica que arrasó Hiroshima en 1945.

Efectos a largo plazo:

  • Según Green Peace: Hubo 200.000 muertes debidas a Chernóbil entre 1990 y 2004 sólo en Rusia, Ucrania y Bielorusia, más de 45.000 km2 en Europa están altamente contaminados, aumento del 40% de los cánceres entre 1990 y 2000 en las zonas afectadas en Bielorrusia, más de 60.000 casos previstos en los próximos años de cáncer de tiroides sólo en las tres repúblicas exsoviéticas, exámenes de esqueletos fetales revelaron Cesio-137 en los huesos y una incidencia mayor de lo esperado de anomalías.





CONCLUSIONES

Desde nuestro punto de vista las centrales nucleares son buenas, es decir, estamos a favor de ellas. Bajo una seguridad y unas condiciones de uso mínimas pero muy estrictas, las centrales nucleares pueden aportar más beneficios que desventajas. Estas radiaciones fueron tan dañinas para la salud del ser humano, dado a la gran cantidad de vías por las que podía entrar la radiación en el cuerpo. Esta imagen nos lo enseña muy bien:






En conclusión si se quiere tener una central nuclear hace falta tener mucho cuidado y muchas precauciones, porque sino arruinaremos la vida a miles de personas como pasó en ambos casos y en muchos más.



BIBLIOGRAFÍA

-Artículo El Pais
-Chernoyl y Three Miles Island
-Green Facts
-Wikipedia



Realizado por: Gonzalo Mayor Vadillo y Jaime Ruiz-Jarabo Cavestany

3 comentarios:

cristina dijo...

Considero que es un ariticulo muy interesante, explica muy bien las causas y las consecuencias que produjo cada una de las fugas. Los videos, las fotos y demas estan bien escogidas para dar mayor facilidad y atracción al artículo. Es un buen trabajo.

paula dijo...

Un gran trabajo!! Aunque ya conocía este tema, el contenido es muy bueno ya que me hebeis aportado cosas que no sabía y de mucho interés. Alguna pequeña faltilla sin importancia. Es un artículo de divulgación ya que está alcance de todo tipo de lectores, bien hecho. Además de que el uso de imágenes y videos hace aún más ameno el tema que está perfectamente organizado, además de aportar todas las fuentes utilizadas. Coincido con vosotros en la conclusión pero os podíais haber extendido un poco más en ella o explicar un poco el dilema existente entre nucleares si VS nucleares no.
Excelente trabajo chicos :)

VÍCTOR dijo...

Bien documentado, organizado y estético en su presentación.
Dado que se trataba de accidentes, es posible que pudiérais haber mencionado algunos otros aunque solo fuera de pasada.
En cualquier caso es un buen trabajo.